Una mirada distraída

Siento el sudor correr por mis mejillas , mi corazón bombeando a todo dar, mis hombros van de arriba a abajo y mis manos agarran con fuerza las sábanas . Acababa de despertar de un gran sobresalto, no se si fue una pesadilla… Mientras más quiero recordar menos respuestas obtengo ,como a menudo pasa … tan solo un rostro venía a mi mente … un hombre con un sombrero de los que se usaba hace medio siglo , llevaba puesto un saco que apenas dejaba ver sus zapatos oscuros , casi de perfil me miraba con su ojo derecho y mientras quería verlo más detenidamente por la curiosidad que suponía el saber quién era este personaje misterioso , se alejaba más sin realizar movimiento alguno aparente . Era como si el suelo se desplazará a una velocidad ascendente , así que vi hacia los costados y podía reconocer que estaba en la estación de un tren , el humo negro procedente de la chimenea parecía estático, por más que hice esfuerzos denodados para recordar algo más fue inútil …. me intrigaba el haber despertado de esa manera en la que casi me había forzado a hacerlo . Lo que si me había ocurrido un par de años atrás fue querer despertar y no poder sentir mi cara entumecida por una presión que me aterró , gritaba desesperado …. era un llamado desgarrador al que no tenía respuesta . Como salí de ese trance ya no lo recordaba ; si que fui a hablar con mi madre de lo ocurrido sin mucho interés de su parte y la conversación se desvió en sobremanera. Aquel domingo de noche limeña vivía muy intensamente en mí … pero esto era algo distinto , había algo más … ¿Qué se escondía detrás de ese rostro adusto ? Siempre me fascinó el mundo de los sueños por varios motivos , dan una sensación de libertad , cualquier cosa puede ocurrir en ese lapso tan pequeño de tiempo real que se siente una eternidad . El subconsciente intenta decirte algo que una mirada distraída no nos puede otorgar.

Mi ritmo cardíaco volvía a sus registros habituales , me puse de pie con sumo cuidado para no sufrir algún tipo de mareo y me dispuse a iniciar mi día ,,, ingresé a la ducha y deje que el agua tibia hiciera su trabajo. Evitaba pensar en algo … podía sentir las gotas caer , lo cual suena una locura pero en ese momento no lo era , pasaban de mi cuerpo al piso hasta el inicio de una nueva aventura por el drenaje… Cerré el grifo y vino nuevamente esa mirada , ahora podía distinguirla claramente . El color de aquel sombrero , azul marino como los pantalones de la primaria . ¿Es qué esa etapa de mi vida tenía algo más que decirme? Pero ese rostro no tenía nada que ver con esos años , ni los rieles del tren que solo en libros y películas conocía , podía haber más de un mensaje en aquel sueño , más de un aprendizaje.

Salí a la calle bajo el cielo gris rodeado de los grandes árboles y enormes edificios que rodeaban las cercanías de mi hogar , de una manera un tanto superficial disfrutaba de esta paradoja de la cual era parte. Tal vez lo más grave , si es que lo fuere, es que era consciente de ello.

Sentir una vez más

Reservado a los sueños,

olor a tinta,

líneas disconformes,

colores opacos,

geometría de mi alma reflejada en el papel

como cuando dibujo tus cabellos,

aquellos que ya no puedo ver.

Se me escapan de las manos,

de los ojos y de la piel.

Una mirada hacia el cielo,

de naranja oscuro que de noches contemplaba,

hoy lo miro tal cual,

en otros suelos pero con la misma calma.

Ahora me evoca tu mirada,

de la cual jamás pensé desprenderme,

mi inocencia conspiraba con tu ausencia ,

amargura contenida,

nadie podía llegar a ella,

enmascarada por el intelecto,

el cual me hizo preso,

y con el tiempo olvide donde se encontraba.

Fui su esclavo y me dominó a placer

y con el tu recuerdo fue esfumándose,

todo se volvía sin sentido.

Costo mucho pero lo logré,

sucumbiste en la recta final,

no lo logré solo ,

mi arrogancia fue tu compañera,

pero tuve otros aliados ,

me di cuenta que no estaba solo

y me permití sentir una vez más ,

el dolor se sentía ,

por todo el tiempo que no te lloré.

Pero que es una década comparada con tu amor,

aquel que conocí cuando aún no llegaba a la mesa,

o como cuando veía caer mi diente por primera vez.

Al diablo con el tiempo,

si tu recuerdo es eterno,

ahora dejo correr mis lágrimas sin temor,

no te asustes,

se que lo entiendes ,

sólo abrázame y no me sueltes

que dejaste en mi lo más bello,

y aunque ya no soy un niño cargame como si lo fuera,

alzare mis brazos hacia el cielo

y no me dejes despertar.

Cuando del amor se habla

Llegaste a mis manos cuando las sentía colmadas,

me miraste a los ojos cuando creía haberlo visto todo,

me llenaste de palabras cuando pensé ya haberlas escuchado todas,

me hice el distraído ,

lo hice sin saber porque ,

me miraste atónita,

esperando escuchar la frases que se dicen ,

cuando del amor se habla.

Pero sabías que no era así ,

que de otras astucias habría de recurrir,

pero era distinto,

había algo más,

el deseo de arriesgarme,

de aventurarme en ti …

hasta que todo se detuvo,

pero es que en verdad se daba inicio,

a nuestra historia,

que ni el lápiz ni el papel podrán comprender.

Sonidos del ayer

El grito de mi alma retumba mi ser,

lo externo no oye o es lo que quiero creer.

El mundo apenas me mira de reojo

o a la larga lo comenzó a hacer,

por mi gigantesca indiferencia

a los que estrecharon sus manos

por vez primera y sin condición tal vez.

Siento que ya es tarde para ir en busca de esas miradas,

se quedaron en el ayer,

pero no habré de acabar mis días ensordecido,

así que abriré mis ojos a nuevos colores

a los que negué alguna vez.

Escucharé las voces de propios y de extraños también,

equivocarse es parte de ,

el no reconocerlo arrogancia,

amiga de la soledad,

pues de ellas ya nada quiero,

que mucho daño me han hecho

y me han hecho cometer.

Ritmos desenfrenados

Contando los segundos para la huida,

la tiranía del tiempo me oprime,

ocasionando un sinnúmero de eventos a mi alrededor,

que de importantes no tienen nada,

se diluyen en mi mente,

cada vez con mayor facilidad,

las ansias desesperadas por delinear esa silueta

que dibujo sin parar en mis pausas,

las locas ganas de unirme a ti,

en esa danza desenfrenada que no tiene pista definida.

Pero en ocasiones una melodía de antaño llega a mí,

cada vez con más fuerza,

hasta que mis latidos lo logran superar.

Así que toco tu pecho

y aunque no vamos al mismo ritmo

nos completamos extraordinariamente.

Es allí donde me doy cuenta ,

que son en las notas que me quedan por tocar

quiero que me acompañes en ellas,

cuando ría o cuando llore,

cuando me caiga y cuando me levante después,

cuando cierre mis ojos

y esta sea por última vez.

Héroe y villano

La necesidad del héroe,

el deseo incontenible de alabar,

un ejercicio en el que se suprime el pensamiento

y corren detrás cientos e incluso miles.

Una multitud absorta ante un ser,

muy similar en apariencia a los otros,

pero este personaje dice cosas que no todos lo hacen,

haciendo uso de herramientas ya conocidas,

la novedad no es algo que sea tomado en cuenta

no importa el ámbito

la ciencia o la lógica,

tan sola una mirada o una sonrisa,

causa en el pueblo lo que tanto añoraba,

lo que el día a día no les brinda.

La monotonía los paraliza totalmente,

sin tiempo a la reflexión,

sumergidos en eso que erróneamente llamamos vida,

solo alargan su camino al fin

y es allí donde el héroe toma su pedestal,

generando una falsa alegría.

¡Que espectáculo desolador !

Pero es que en momentos soy uno de ellos

y sin darme cuenta mis manos se unen abruptamente,

el tono de mi voz llega a registros poco usuales

y finalmente me pregunto:

¿En verdad hay algo malo en eso?

La vorágine inicial

Los sonidos que me asaltan,

cuando mi mente da batalla,

al nuevo acertijo que se presenta en el día,

codificado en símbolos que con el tiempo se hicieron parte de mi ,

danzaba junto a ellos sin saber porque.

Ritmos que eran tan fáciles de seguir ,

pero otras melodías asaltaron mi monotonía,

voces de acentos diferentes a los de mis conciudadanos,

me llamaban a realizar más de una pregunta,

me invitaban a abandonar terrenos firmes y seguros

y que corriera a la vorágine de lo incierto ,

al reino de la duda eterna,

lugares en donde el “si” o “no” ya no eran válidos.

Sumergirme a la totalidad de la nada,

ya no habrá teoremas que demostrar,

o probar con resultados lo absoluto.

La conjetura y el debate serán la estación de partida,

viajar a través del pensamiento y ya no del tiempo .

Pero si es que alguna certeza habré de llevar conmigo,

será la convicción que no hay camino de regreso.

Mucho más que un juego de niños

Es difícil saber el tiempo o como llegue a este lugar que pensé ya haber olvidado , lucía tal cual en mi mente vivía : muros, ventanas , líneas rectas en el suelo que formaban un patio no tan pequeño donde decenas de niños jugaban , saltaban por doquier . Yo era uno de ellos , cuántas veces había sufrido golpes en mis rodillas debido al descontrol que me embargaba cuando iba atrás de aquel balón , sólo me dejaba llevar . Era sin duda algo tan natural que todos los demás pensamientos eran dejados de lado . De las mil y un advertencias  que debía tener más cuidado , que no todo era un juego, de las normas que hay que seguir para vivir en armonía , todos los discursos que los adultos no se cansan de recitar y sin duda lo hacen por una preocupación genuina de que los niños no sufran mayores daños y que se eduquen para que en el mañana puedan lograr una estabilidad en todos los ámbitos de la vida ,la cual probablemente ellos creen tener … es tan utópico tener esos pensamientos . Se que mi infancia estuvo plagada de experiencias gratificantes pero lo que queda en mi son las sensaciones . Ahora estoy en aquel lugar que fue escenario de la mayor parte de esas vivencias , camino por el borde de la cancha donde los más pequeños corrían por doquier , a mi derecha estaban los juegos . Podía ver aquel tobogán donde innumerables veces subía y bajaba cayendo sobre mis pequeñas rodillas sobre un cúmulo de piedras brotando la más pura sangre que no me importaba en lo absoluto . Mi mente no tenía en ese tiempo ese tipo de preocupaciones , seguía avanzando con tantas sensaciones al traer tan vividos recuerdos que hacen latir mi corazón muy fuerte …. De pronto sentí una mano en mi hombro , rápidamente voltee y la vi , parada enfrente mío con una sonrisa que me transmitía mucha calma , había algo distinto en ella … se veía una gran sabiduría . Eran sensaciones que no podía asegurar pero llegaban de esa forma a mí . No atinaba a decir nada ante la sorpresa de todo lo que les he venido narrando , así que como sospecharán ella inició la conversación que en realidad no se si podemos calificarla como tal . Ella con una voz que no recordaba me indico que fuera al otro patio , inmediatamente entendí lo que quiso decir . No hablaba de aquel patio grande , el principal como lo llamábamos en donde ocurría  lo imposible , se jugaban cinco partidos de fulbito en simultáneo en la misma cancha , un fenómeno impensado en el gran mundo , esto era producto de los milagros que sólo los niños pueden lograr . En ese momento solo había lugar al disfrute más natural que podía ocurrir  , pero no . Sabía que era aquel patio a espaldas del pabellón donde estudiaban los niños de inicial , aunque los recuerdos allí no son tan numerosos , son sin duda los más profundos . En medio de estas reflexiones ya había salido despedido al encuentro de aquel rectángulo de cemento compuesto por sólo un estrado en la parte más alejada y muy rápidamente ya estaba inmerso en él pero no encontré nada ni nadie , al menos creí eso en un principio. De pronto apareció aquella banca color madera la cual dividía aquel lugar en partes iguales y donde se libraban las batallas más divertidas que jamás imagine al lado de adolescentes , ahora hombres que había dejado de frecuentar pero se sentían tan presentes en estos momentos .

Avance unos cuantos pasos y vi un objeto en el suelo muy frágil y lleno de tierra , era  la raqueta de tenis de mesa que usaba en aquellas épocas , en aquel mismo lugar ,escenario de la rivalidad más pura y gratificante. La tomé en mis manos y simulaba los trazos de mis golpes preferidos … de pronto dejo de ser una mera demostración y me di cuenta que estaba en pleno juego , en un intercambio de golpes feroces. Me trasladaba de un lado al otro de la cancha a gran velocidad , estirándome ante los golpes más bajos exigiendo mis extremidades al máximo , nunca antes había llegado a ese nivel… sentía que no era un juego más , algo valioso estaba en disputa …. esto era la vida misma y como todo lo que lanzas va a regresar al lado de tu cancha en ocasiones con poca intensidad y será fácil contrarrestarlos . Pero hay momentos que vendrán con tal intensidad que apenas podrás verlos pasar ya habiendo dado dos botes en el suelo y agacharás la cabeza… Todo habrá acabado.

Conexión celestial

Despojado de sus prendas se encontraba echado en su cama con la mirada puesta en el techo de su habitación . Aún con la luz prendida que levemente le incomodaba la vista pero ello no  mermaba la inmensa paz que habitaba en él , una calma de la que desde hacía ya buen tiempo que no gozaba , su mente ya no se torturaba por resolver todos los problemas que en su día acontece. Hoy era distinto , esta vez el silencio gobernaba su cuarto ,apenas a lo lejos se dejaba escuchar el motor de un carro viejo pero poco a poco se iba diluyendo el sonido , sólo tenía en frente de él el color celeste evocando la memoria de la persona que le enseñó que era el amor cuando niño … de pronto se encontraba en aquella casa en la que todo era mágico , recordaba sus saltos para que lo pudieran ver a través de la ventana con la esperanza de esa persona que le decía que todo estaría bien y mientras recordaba su voz , su cuerpo se estremecía , el pasar del tiempo no había mermado en lo más mínimo el amor que le tenía , el más puro que jamás había sentido, su rostro le transmitía una paz infinita en la que sólo podía pensar que nada malo podía ocurrir y poco a poco ella se le acercaba con su andar tan particular , una gran muestra de la vida que había llevado  antes de conocerla que sin duda no fue la más sencilla . Pero todas esas experiencias llevaron consigo una marca perdurable en ella , no le había importado , todo lo había hecho dando su corazón sin querer recibir nada a cambio . El simple hecho de verla sonreír ante su más mínima ocurrencia lo catapultaba a la felicidad .

A lo largo de los años esta conexión se hacía cada vez más fuerte y le permitía comprender en momentos no tan gratos que podía recurrir a su mirada en la cual se perdía y dejaba de pensar , sólo corría a arrojarse en sus brazos y lo demás ya no existía , una acción que no podía ser medida en el tiempo, pero a la larga comprendió que este al fin al cabo puede ser nuestro peor enemigo sino vivimos cada momento como cuando estaba inmerso en ese abrazo , es la mejor descripción que a la fecha podía dar ya que no lo puede hacer más … y cuando me contaba esto su mirada se alejaba de la mía , su corazón se oprimía de pensarlo , luego de un par de respiraciones veía que el dolor disminuía  … recordaba que no se que hay más allá de esta existencia pero si con la certeza que su esencia habitaba en él y en todas las personas que tuvieron la enorme dicha de por lo menos cruzar con ella unas cuantas palabras , porque su sola presencia iluminaba el lugar que pisara . Sin embargo no podía  dejar de pensar todo el tiempo en que vivió ajeno a este sentimiento dividió su existencia a raíz de ese evento, su pérdida fue sin lugar a duda una nueva revelación , el concepto de la muerte …

Recordaba aquella llamada que escuchó pretendiendo dormir en el que dicha posibilidad se hacía cada vez más latente , en el que se hacía presente por primera vez . Sin embargo , a la mañana siguiente fue como si su mente hubiera suprimido lo que había escuchado , jugó como todos los días , devolviendo una y otra vez esa bola pequeña desde diferentes ángulos y con todos los efectos que hasta la fecha conocía . No fue hasta que sus pasos retornaban a casa , lugar donde ocurrieron momentos claves en su existencia y sin duda este era el fundamental . El ver los ojos de su madre aquella tarde donde el sol la iluminaba en la puerta de su hogar , ella llevaba una enorme responsabilidad, como actuar en esas circunstancias … Pues sus ojos se lo decían todo hasta que su expresión se hizo verbo luego que le hiciera la pregunta directamente llevándolo a un lugar donde todo era incierto , ya nada era lo mismo, era un acontecimiento absoluto en el que ya no hay marcha atrás , objetivamente no existe solución. Saber que nunca más podría ver sus ojos , tomar sus brazos en esa danza armoniosa de un movimiento periódico que en un principio tal vez le incomodaba pero el amor hacía que una sonrisa le sea devuelta. El peinar sus cabellos , en donde confluían tantos colores pero sin duda el blanco de sus raíces lo transportaba a un bosque donde la nieve cubre el pino más alto en donde con su peine tocaba la punta de aquel árbol inmenso  y continuaba con una armonía que ya no era parte de él , se dejaba llevar por la hermosura de esos cabellos y sentía que tenía un pincel en sus manos y dibujaba los trazos más surrealistas ,pero no era comparable , esto iba más allá del arte ortodoxo , son acciones que traspasan cualquier cosa que pueda ser descifrada por el intelecto. Es por ello que no lo tenía guardada en la memoria sino en lo más profundo de su corazón… este comenzó a latir fuertemente, la sinrazón de tantos años se podía distinguir ahora fácilmente , era tal como una tarde de esas en la que solo se puede vislumbrar un gris muy intenso de los que disfrutaba o al menos eso creía . Pero esta revelación hacía que de forma abrupta las nubes se esfumaran y que en el horizonte el sol con todo su resplandor le llenará todas sus células de su cuerpo , sus pies se despegaban del piso pero no sentía ni una pizca de miedo ante lo que ocurría , muy por el contrario , una gigantesca sonrisa se formaba en su rostro , con los brazos totalmente extendidos y finalmente con el pecho salido apuntando al sol . Ya todo su cuerpo estaba volando hacia allá y ahora sus ojos comenzaron a identificar colores que nunca antes había visto y entre ellos la veía , tal como la recordaba , en tantos pasajes de su infancia viendo sus labios hacer muecas que las reservaba sólo para él…..y se le acercó recibiendo un abrazo que lo llenó de energía recorriendo todo su cuerpo , quería estar así por la eternidad….Todo era más sencillo estando en esos brazos , colocando su cabeza sobre su pecho , sus recuerdos se habían realidad en el hoy … De pronto lo cogió de los hombros con una delicadeza que sólo ella le podía dar , lo miro fijamente a los ojos con una luminosidad nunca antes vista y le dijo :¡VIVE! . le devolvió una última sonrisa y soltó sus hombros .

Por un momento pensó que caía al vació pero se sobresaltó de pronto , vio hacia arriba y era el techo de su cuarto , dio un par de respiraciones y sonrió . Finalmente se levantó de su cama , había llegado la hora de sentir su caminar.

Senderos del alma

Pensativo y divagando, por las calles de mi pasado del que no me quise desligar y aún me persigue en mi andar. Mirar hacia delante es lo que quiero y vivir mi presente sin dudar ,abrazar la incertidumbre del que mis pasos gozan y mis ojos se deslumbran de los colores que aún no conocía, la costumbre del giro de mis días y al sin sabor de mis acciones. Fríos resultados y relaciones objetivas , todo para lograr algo, algo más que los demás ,era el pan de cada día . Derribar cuanta cosa que se cruzará por mi camino . ¿Cuán sencillo hubiese sido todo si de objetos inertes estuviésemos hablando … , pero no, son voces ya lejanas pero que el eco aún a mis oídos …. Sólo que ahora todo es distinto , todos esos caminos que en un momento pensé que eran paisajes hermosos de texturas indescriptibles fueron obra de una alucinación profunda y altamente destructiva que me embargaron totalmente .

A pesar de todo lo que les he contado hasta el momento , la palabra arrepentimiento no se   asomaba ,no por un acto de soberbia o poco juicio crítico a mi accionar, todo lo contrario. Cada paso dado, cada evitar la mirada a los costados viendo como caían personas , vidas que habían recorrido más que yo sin duda , lo cual usaba de pretexto . Esa maldita perfecta palabra que me he acompañado en tantos viajes , por lo que sus caídas eran justificadas ; ellos no podían verme … Bajo una gran manta de invisibilidad recorría esas sombrías calles , de las que del alumbrado público era apenas merecedor ; sin embargo gracias a ella podía ver como mientras daba mis pasos firmes con la cabeza en alto sin el más mínimo parpadear aprendía un sinfín de artimañas que ni en más tórrido sueño podía haber imaginado , no porque pensará que no existiera , sino que jamás pensé transitar senderos tan sombríos sin la más mínima impunidad , ignorando por completo letreros inmensos que me indicaban que no pasará por ahí . Todos los argumentos que me invitaban a retirarme eran anestesiados por el descubrimiento de algo más …. pero en el camino encontraba vehículos que me brindaban otras posibilidades …. No todo se debía cruzar caminando, la sensación de velocidad hacía que las personas , aquellas que habían colocado los letreros , aquellas que tomaban las grandes decisiones para el futuro de esos lares ya ni se vieran y la velocidad iba aumentando más y más hasta embriagarme de ella por completo, sensaciones que sólo podía haber imaginado …. pero en el trayecto ya no piensas en ellos, te sumerges de pies a cabeza y simplemente te dejas llevar por algo que sin duda pensé que era más fuerte , más fuerte que todo ….. y cuando menos lo esperaba salí catapultado . El viaje había concluido con un choque atroz , ya en los aires veía cada vez más pequeño aquel coche que había dejado en mi tanto , un lugar que me da una gran nostalgia y más aún ahora que ya no lo puedo ver.